Fotolia

Recientemente se ha publicado la concesión de una patente que tendrá un fuerte impacto en el mundo de la privacidad y el negocio de la acumulación de información de navegación y seguimiento de los usuarios.

Apple Inc. ha adquirido el uso y explotación de una nueva tecnología patentada y desarrollada por Stephen Carter, de Novell denominada “Techniques to pollute electronic profiling. Se trata de una tecnología que permite clonar la identidad real de una persona en la red, generando una identidad falsa para operar tranquilamente en la red, sin peligro de ser espiado por delincuentes o rastreado y analizado por empresas de marketing. La patente es muy interesante y evoca al “Gran hermano” de la novela 1984 de Orwell, defendiendo la creciente preocupación de los usuarios sobre la privacidad y el control de sus datos.

La tecnología permite asignar a esta identidad clonada, una serie de preferencias, intereses y acciones que difieren completamente de la realidad. De este modo, si una mujer de Italia realiza una compra por internet de una bicicleta en eBay, el clon de esta persona puede ser un hombre noruego que realiza la compra de un libro en Amazon. Por tanto, la información de rastreo que envuelve dicha operación quedaría contaminada e inservible para las empresas de marketing.

Incluso se permite generar un nombre de usuario, correo electrónico y datos bancarios falsos para evitar el robo de identidad. Con lo que, esta nueva tecnología también puede permitir una mayor seguridad en la navegación, sin necesidad de ser un experto en informática o privacidad.

Se trata de una inteligente y eficaz solución al abuso actual de técnicas de rastreo, análisis de perfiles de usuario y robos de identidad, que permite al usuario luchar en situación de igualdad por el control de sus datos.

Este tema aun es muy reciente y no sabemos como reaccionará el resto de la industria que vive de la acumulación y análisis de información o los gobiernos, ni si finalmente Apple lo implementará. Aun así, es un tema para reflexionar detenidamente.